Hace unos meses, mientras buscaba información sobre astro fotografía, me topé con un vídeo en youtube sobre Stellina. Se trata de una cámara futurista de la marca Vaonis. La curiosidad me puede así que contacté con ellos y pasado el confinamiento me han dejado probar una unidad.

La filosofía de Stellina es la facilidad, simplemente debemos descargar la app, encender Stellina y después de un proceso de calibración, posicionamiento y autoenfoque. El proceso dura alrededor de 5 minutos el sistema está listo para empezar a fotografiar galaxias, nebulosas y el sistema solar simplemente seleccionándolo del catálogo de la app. Un catálogo al que van añadiendo más elementos constantemente.

Dispone de un sensor Sony de 6 MP y el proceso de captura se basa en un stacking (apilamiento) de imágenes. El resultado lo podemos ver directamente en el móvil y exportar en JPEG. Si insertamos un pendrive en el dispositivo podremos guardar un .tiff o un .fits que luego deberemos apilar con un software de terceros, aquí la cosa ya se complica un poco más.

El funcionamiento es ultra sencillo pero necesitamos trabajar con las condiciones adecuadas, cielo despejado, sin polución, sin contaminación lumínica, etc lo habitual para un fotografía nocturna.

Ha sido muy divertido poder probar está cámara y aunque parece sencillo he tenido que salir varias noches para conseguir algo decente. Por lo tanto lo de siempre la cámara no hace al fotógrafo, aunque lo pone fácil.