En el vídeo del encabezado hablo de la esencia de la exposición fotográfica, de como estos tres parámetros esenciales en la toma (velocidad, diafragma y sensibilidad) se equilibran. Debes entender exactamente cómo funciona la exposición, así, estés en la situación que estés, podrás evaluar qué parámetros son los más adecuados.

Tenemos tres parámetros esenciales que determinan la exposición fotográfica: el tiempo de exposición, el diafragma y la sensibilidad (ISO). La combinación de estos tres valores nos da una exposición determinada que podremos visualizar con el histograma. Todos estos parámetros los explicamos y trabajamos a fondo en nuestros cursos online de fotografía.

El histograma nos determina la cantidad de información que tenemos en los negros o sombras (parte izquierda) en los grises o medios tonos (parte central) y en los blancos y altas luces (parte derecha). El histograma es la representación de cómo está distribuida la información en nuestra fotografía.

Mirar por la pantalla LCD de la cámara no siempre será fiel, ya que pueden haber muchas variaciones, pero el histograma sí que es la representación más fiel de cómo tenemos distribuida la información en nuestra fotografía.

Si trabajamos en un modo 100% automático, como por ejemplo el típico cuadrado verde o el modo P, los parámetros no los podremos mover a nuestro antojo. Sino que la cámara irá buscando la combinación de estos tres parámetros para tener una exposición correcta. Lo hará según la luz que mide mediante el fotómetro incorporado en la cámara.

Si estamos trabajando en los modos S/Tv o A/Av, es decir semiautomáticos, podremos mover alguno de estos parámetros. La cámara compensará los otros parámetros para que, según la medición de la luz, tengamos una exposición correcta. Esto significa que, por ejemplo, si estoy trabajando en modo prioridad al tiempo de exposición, fijo una velocidad de 1/125seg., la cámara para esta velocidad nos colocará un ƒ/4 y una sensibilidad de ISO 400. Si por algún motivo cambio esta velocidad, por ejemplo paso a 1/250seg., la cámara tendrá que compensar alguno de estos valores; estoy dejando entrar menos tiempo la luz, con lo cual la cámara lo compensará abriendo el diafragma (para dejar pasar más luz) o subiendo la sensibilidad.

Cualquier cambio que haga implica que alguno de los otros dos valores también se modifiquen para tener una exposición correcta. Recuerda, esta exposición viene determinada por el fotómetro y el modo de medición que tenemos fijado.

Si trabajamos en el modo manual (M), la medición de la luz nos seguirá orientando, pero tendremos la capacidad colocar cada uno de estos tres parámetros de forma que a nosotros nos parezcan más interesantes. Claro que no podremos ponerlos como nos apetezca si no hay un equilibrio, porque entonces la exposición a lo mejor no será correcta.

En el histograma que vemos en la imagen anterior tenemos mucha información en las altas luces y blancos, es decir tenemos una imagen sobreexpuesta. Por lo que no será una exposición adecuada. Si queremos, aún trabajando en manual, ir a un histograma más correcto, es decir, mejor repartida la información, tendremos que hacer modificaciones en alguno de los parámetros. Como estamos en manual deberemos modificar alguno/s de los tres parámetros.

Da igual en el modo que estemos trabajando, si tenemos que movemos para compensar estos parámetros, lo haremos con los pasos fotográficos. Esa escala de valores que nos permite movernos con distintos parámetros pero obtendremos una misma exposición. Por ejemplo si tenemos estas diferentes exposiciones que ya son correctas según nuestro fotómetro:

  Exposiciones
Velocidad 1/60 1/125 1/250 1/500
Diafragma ƒ/2,8 ƒ/4 ƒ/5,6 ƒ/8
Sensibilidad (ISO) 200 400 800 1600

 
Si por ejemplo reducimos un paso la velocidad, deberemos variar un paso o bien el diafragma o bien la sensibilidad. Compensando con el diafragma estas exposiciones quedarían así:

  Exposiciones
Velocidad 1/30 1/60 1/125 1/250
Diafragma ƒ/4 ƒ/5,6 ƒ/8 ƒ/11
Sensibilidad (ISO) 200 400 800 1600

 
Si decidimos mantener el diafragma, para conservar la profundidad de campo, podemos variar la sensibilidad, de modo que las exposiciones quedarían así:

  Exposiciones
Velocidad 1/30 1/60 1/125 1/250
Diafragma ƒ/2,8 ƒ/4 ƒ/5,6 ƒ/8
Sensibilidad (ISO) 100 200 400 800

 
Recuerda, si estamos en modo Manual, estas equivalencias deberemos hacerlas nosotros. Cuando estamos en los modos de prioridad a velocidad o diafragma, se van a modificar automáticamente cuando variamos la velocidad o el diafragma, respectivamente.

En la mayoría de las cámaras viene la opción de ISO Automático, si lo activamos cuando estamos en modo Manual, al ajustar una velocidad y un diafragma, la cámara compensará la sensibilidad de forma automática para darnos una exposición correcta. Una opción ideal para situaciones cambiantes de luz, en las que quiero trabajar en manual para tener una determinada velocidad y un determinado diafragma.

A modo resumen, en modo 100% automático no podré variar ningún parámetro. En modo semiautomático puedo tocar o el tiempo de exposición o el diafragma, y la cámara compensará los otro parámetros para tener una exposición correcta. En manual puedo tocar lo que yo quiera, ojo porque si quiero mantener una exposición tendré que mirar lo que me propone el fotómetro de la cámara para estar totalmente equilibrado.