Si nuestra cámara de fotos tiene salida HDMI, podremos enviar la señal al monitor Neewer NW74K  y visualizar todo el contenido en una cómoda pantalla de 7 pulgadas.

Se alimenta por adaptador de corriente o baterías F550 (ambos accesorios no están incluidas) gracias a Amazon las baterías las encontramos a buen precio.

El menú ofrece un buen detalle de imagen, podremos configurar temperatura de color y varios parámetros como la proporción de la imagen e incluso disponer de focus peaking para el enfoque manual.

El montaje es tan sencillo como conectar los cables, en el siguiente vídeo lo vemos: