Carles Balsells Olivé, 1975, natural de Reus (Tarragona). De jovencito, a diferencia de otros fotógrafos, no tuve ninguna inclinación por la fotografía. Fue al cabo de unos años, concretamente a los diecinueve, cuando debido a mi relación con el medio natural, se despertó en mi la vocación por la fotografía, principalmente la de naturaleza. Digo despertó porque pienso que la vocación por alguna cosa no se crea de la nada, sino que se lleva dentro y se manifiesta y madura a consecuencia de nuestras experiencias vitales. Coautor de dos libros, “Sóc de poble” de Jaume Andreu y “Antonio Díaz escultor” de la editorial Llei d’Art. Desde 2009 me he estado especializando en fotografía 360º, y actualmente ejerzo como profesor en el CEI (Centre d’Estudis de la Imatge) de Tarragona.

¿Porqué elegiste la Fotografía?
Soy una persona un poco introvertida, y la fotografía me sirve para comunicarme y acercarme a los demás y a lo que me envuelve. ¿Qué tipo de fotografía es tu especialidad? Actualmente, la fotografía 360º. Es un tipo de fotografía muy útil para mostrar casi cualquier lugar con todo tipo de detalles. A demás de la versatilidad que tiene, es complementaria a otros medios audiovisuales.
Las visitas virtuales son otro punto fuerte de la fotografía 360º. Una visita virtual, es la integración de diferentes fotografías 360º enlazadas entre si. El usuario puede transitar a través de ellas, logrando de esta manera una sensación de inmersión en el espacio que se visita. También se pueden incluir otros elementos como puntos interactivos, dónde el usuario interactúa, pudiendo ver fotografías, vídeos, escuchar sonido y leer textos.

¿Porqué elegiste esa/s especialidad/es?
Cómo fotógrafo me gusta compartir lo que veo y siento, y este tipo de fotografía hace que la gente viva de una forma más real lo que yo como fotógrafo he vivido. A demás, es un reto constante. Uno puede pensar que la fotografía 360º es solamente girar la cámara y listo, pero igual que con la fotografía tradicional, tienes que estar en el lugar y momento adecuado para transmitir a la gente lo que has vivido y sentido. Otra dificultad añadida, es la de la postproducción, se necesitan entre 3 y 5 programas para obtener un resultado óptimo.

¿Explícanos como es un día habitual en tu trabajo?
Muy variado. Igual tengo que salir a visitar clientes, como hacer fotos, como estar todo el día delante del ordenador editando o ir a la escuela a dar clases.

¿Qué otros fotógrafos te han influenciado?
En fotografía 360º, uno de los fotógrafos que más me han influenciado a sido Omar Calev. De hecho estoy trabajando en un proyecto personal, en el cual, la influencia de Omar ha tenido un peso importante.

¿Cuándo no hay inspiración qué haces para recuperarla?
Miro Internet para ver lo que se cuece. O simplemente salgo a pasear sin la cámara. A veces cuando voy a dar clases, salgo inspirado. Que los alumnos salgan contentos de tus clases, te anima mucho.

¿A través de qué medios te publicitas?
LinkedIn, Facebook, Twitter, web y blog Unas camisetas con el logo de mi nombre comercial, también van muy bien cuando sales a la calle a trabajar. El monopié de hasta 5 metros que utilizo hace el resto.

¿Cuánto tiempo al día intervienes en redes sociales (profesionalmente hablando)?
Un par o tres de horas al día.

¿Hacia dónde crees que evoluciona la profesión del fotógrafo?
La verdad es que cuesta mucho responder esta pregunta. Tengo amigos que han dejado o están a punto de dejar la profesión. El panorama no pinta muy bien. Por un lado la fotografía digital ha facilitado el acceso a personas no profesionales al mundo de la fotografía, y muchos dicen que es bueno ya que hace que la gente acceda a un mundo al que hace unos años solo podían acceder los profesionales. Por el otro lado este mismo motivo ha perjudicado a los profesionales, el archiconocido intrusismo. Uno puede pensar que la culpa la tienen los que quieren hacer de la fotografía un sustento de vida, sin ni tan solo tener una base como fotógrafos. Yo no creo que la culpa sea únicamente de ellos, simplemente la fotografía tendría que ser una profesión regulada, acreditada, ya sea mediante estudios o demostrando la pericia en este campo, la capacidad de dar respuesta a situaciones complejas, fruto de los años trabajados en el mundo de la imagen.

¿Con qué equipo fotográfico sueles trabajar?
Con una Nikon D300 o D700 y un objetivo Sigma 8mm o Nikon 10.5mm

¿Cuál sería tu equipo fotográfico perfecto?
No tengo ninguna predilección por ningún equipo en concreto. Me conformo con que me responda cuando lo necesito, y por ahora Nikon no me ha fallado.