Jerusalén es una ciudad compleja, requiere de tiempo para asimilarla y si en algún momento crees que ya la entiendes, vuelve a cambiar. 

Fotografiarla es un reto y un placer intentarlo!

La ciudad vieja está dividida en cuatro barrios el Cristiano, Árabe, Judío y Armenio. Esto significa que deberemos tener conocimientos de las fechas festivas, religiosas, tradiciones, rituales, historia, etc sin estos datos nos sentiremos inmediatamente abrumados y desconcertados.

En el siguiente vídeo os cuento mi experiencia fotografiando Jerusalén y si quieres una propuesta de itinerario y ver algunas fotos puedes visitar este post de mi página personal.